Lorena Bernal, ex miss España, actriz en CSI Miami

Los Serrano derrotan a Lex

Los Serrano: “Bienvenidos al mundo Serrano”: 21.4% y 3.774.000
LEX: “Abogado bueno, abogado muerto”: 16.6% y 3.007.000

El Follonero y San Federico, el ponderado

Chikilicuatre arrasa

Eurovisión: 9.336.000 millones de espectadores, 59.3% de la audiencia.

Votaciones (desde las 23:15 hasta las 24:15 horas), 62.8% de share y 10.619.000 seguidores.

La actuación del español: 78.1% y 13.873.000 espectadores.

El nuevo Caiga quien caiga

“Caiga Quien Caiga”, anoche, en La Sexta: 7.5% y 1.341.000.

Las tomas falsas de House

La mejor televisión, a las 21.30

Esperanza Aguirre vs Gil Grissom

– “CSI Las Vegas: Casualidad”: 25.5% y 4.957.000
– “59 segundos”: 15.7% y 2.953.000

Pablo Sebastián: Aguirre sabe que, hoy por hoy, no tiene posibilidades de ganar el Congreso del partido y quiere llevarse a su tumba a Rajoy. Como en enero se llevó a Gallardón a ese mismo panteón, donde ya ha metido a Acebes y Zaplana, y en el que, si las cosas siguen así, acabará por enterrar a la mitad del PP ante el entusiasmo y el asombro del PSOE.

Germán Yanke: Esperpento grotesco. Según se mire, las dos palabras pueden ser sinónimas pero juntas dan mejor idea de esta aventurilla fatua del PP con los amagos de alternativa a Rajoy y las propuestas de debate ideológico.

Iñaki Gabilondo: El anhelo de Rajoy siempre ha sido, nos dijo en Elche, modernizar la derecha española, darle un tono moderado y europeo. Magnífico. Es lo que España necesita pero, si es así, cuánto debió sufrir durante la pasada legislatura.

Holly Hunter: bebedora, caótica, desafiante

Fox estrena el jueves, a las 22.19, Salvando a Grace, con Holly Hunter al frente del reparto. Es la serie más vista en la televisión por cable de Estados Unidos.

Dirt

Por el set de rodaje de Dirt desfilan un fotógrafo esquizofrénico que se acuesta con el fantasma de una muerta, una directora que daría su ovario izquierdo (y hasta el derecho) por una gran portada para su revista, dos actores que se arrastran hasta la cama después de desvalijar el repleto cajón de las pastillas, una becaria que aspira un menjunje sospechoso en casa de Garbo, la camello de los famosos, en un intento desesperado por encontrar la pista de una primicia… En Dirt el mundo que apesta parece tan surrealista que apesta menos de lo que realmente apesta. Ese Hollywood que muere y mata por un papel, por un éxito, por una noche de sexo en la piscina, se muestra de forma radicalmente indecente en la serie que emite Fox en España. Tiene un aire irrespetuoso, como un consolador en el culo -al estilo de Californication-, que quiebra el cliché de lo políticamente correcto. Me gusta ese hilo del que tiran Courtney Fox y el resto de los actores de la serie, aunque sé que el resultado no es perfecto, que ese mundo que describen tiene más chicha que meter en la Thermomix. Veremos por dónde discurre el agua en los próximos capítulos, aunque ya sabemos que difícilmente lo hará por el caz convencional.